Thumbnail

Cursos de conducción ciclista segura en la ciudad.

Pierde el miedo. Circular en bici es fácil

¿A quién va dirigido?: Principalmente a socios-as que aún no están sueltos en la circulación fuera del carril bici (a poca gente le llega hasta la puerta de su casa). Pero también a todos aquellos no socios-as que usan la bici de forma deportiva los fines de semana pero les da miedo usarla por la ciudad en trayectos de 10-15 min.

Estará constituido de dos partes.

Una primera teórica, donde trataremos los preceptos básicos de la circulación en calzada de forma segura, enseñando las distintas situaciones potencialmente peligrosas y origen de accidentes en la circulación. Enseñaremos cómo diseñar un itinerario para movernos por Coslada evitando cuestas y puntos negros.
También hablaremos de seguridad a la hora de dejar la bici candada en la calle y todos esos pequeños trucos que ayudan en el día a día de la bici, sin necesidad de alterar nuestro vestuario.

La segunda parte, será una realización práctica de distintos recorridos por Coslada y San Fernando, en los cuales pondremos en práctica lo aprendido. En función de la cantidad de gente presente se observará la necesidad o no de dividirnos en pequeños.
Durará un mes, con una sesión de una tarde a la semana que se decidirá entre los-as participantes.

Si estás interesado-a, dínoslo mediante un un mail a cosladaenbici@gmail.com

Consejos para circular por la ciudad

Circula por el centro de tu carril, y hazte respetar. Una bicicleta arrimada al borde de la carretera despierta la tentación de adelantar en los coches, aunque no se pueda mantener una distancia prudencial durante el adelantamiento. Y un coche aparcado puede abrir sus puertas sin mirar y derribar al ciclista.

Si hay varios carriles, circula por el derecho. Los coches no esperan encontrar un usuario lento en el carril izquierdo (el rápido), y dado que adelantar por la derecha es poco común, se desconciertan. No obstante, si tienes que girar a la izquierda es mejor situarse en este carril con antelación. Si el carril derecho está ocupado, circula por el inmediato a tu izquierda.

Circula a la velocidad adecuada. Adáptate a la velocidad de la calle por donde circules y, a ser posible, elige calles tranquilas.
Cuando circules por zonas de prioridad peatonal hazlo a una velocidad similar a la de los viandantes, teniendo siempre en cuenta la prioridad del peatón. Si hay mucha densidad peatonal, desciende de tu bicicleta y anda con ella al lado.

No circules con auriculares, pues te impiden controlar adecuadamente el tráfico que se encuentra a tu alrededor.

Con lluvia extrema las precauciones. Lo fácil se vuelve difícil y arriesgado.

Hazte visible por la noche. Utiliza luz delantera blanca y trasera roja, además de reflectantes. El sistema de alumbrado conviene que sea a pilas o de dinamos con acumulador, para que la luz no se apague cuando te detienes.

Conduce en línea recta y se predecible, Indicando las maniobras que vas a realizar con los brazos. Es más importante de lo que pueda parecer. Si no conoces cómo hacerlo, pide que te lo enseñen.

Utiliza un timbre, los peatones no nos oyen y se suelen cruzar a menudo.